Un sol gigante en favor de las renovables

Greenpeace pinta un astro de 50 metros de diámetro en la plaza Francesc Macià de Barcelona para reivindicar las energías limpias

Vista de la plaza Francesc Macià, Barcelona / Foto: GP

Vista de la plaza Francesc Macià, Barcelona / Foto: GP

La organización ecologista Greenpeace ha pintado la mañana de este miércoles un sol de 50 metros de diámetro en la plaza Francesc Macià de Barcelona para reivindicar las energías renovables, ha informado la entidad este en un comunicado.

Después de una acción similar por la cumbre del cambio climático en París de 2015, un grupo de activistas han utilizado 2.000 litros de pintura ecológica para trazar un sol alrededor de la plaza barcelonesa con rayos extendidos en diferentes vías de la glorieta.

Con esta protesta, la organización ha criticado la “falta de responsabilidad” del Gobiernocentral para cumplir con los compromisos adquiridos en el Acuerdo de París, para recordar que la energía limpia es un derecho y reclamar la eliminación del impuesto al sol.

Greenpeace denuncian que el Gobierno “sigue favoreciendo a las grandes corporaciones energéticas que contaminan el aire, generan el cambio climático y disminuyen la calidad de vida” de los ciudadanos.

En una carta dirigida al presidente Mariano Rajoy piden solicitan firmas de apoyo por un modelo energético sostenible a base de energía limpia. Según la organización ecologista las políticas energéticas están sometidas “a los intereses de las grandes energéticas como Repsol, Iberdrola, Endesa o Gas Natural”. Denuncian que estas empresas “merman la salud de los más vulnerables” y “condenan a la pobreza energética con una factura eléctrica de las más caras de Europa”.

facebooktwittergoogle_plusmail